JUNIO 2023: SITUACIÓN DEL MERCADO INMOBILIARIO RURAL DE CÓRDOBA

0
305

Las adversas condiciones climáticas de la campaña agrícola que está finalizando, causaron
estragos en la producción de granos a nivel nacional. Córdoba ha sido una de las provincias más perjudicadas debido a que tuvo un tercer año Niña consecutivo y su producción es una de las más bajas de los últimos 10 años. La sequía no sólo afectó a la agricultura, sino también a la producción de carne, leche y a las economías regionales. Probablemente, sus efectos se vean en mayor magnitud durante el segundo semestre del año.

Muchos productores van a tener este año fuertes quebrantos y tendrán que afrontar una difícil situación económica y financiera, para hacer frente a la próxima campaña agrícola en un clima político y económico de mucha incertidumbre. La mayoría evita quedarse en pesos y procura comprar bienes de consumo, bienes de producción, dólares o bien deciden quedarse con bienes que representen moneda dura (granos, vacas, insumos).

Afortunadamente, hay coincidencia en los pronósticos climáticos que la próxima campaña será un año Niño. Esto, unido a las posibilidades de cambio de signo de gobierno, lleva a que haya renovadas expectativas y se espera que la próxima campaña sea de alta producción.

Este 2023 es un año electoral y, a medida que nos acercamos a las elecciones, el mercado tiende a enfriarse. No obstante, si bien el índice de actividad del mercado Inmobiliario Rural (InCAIR) continúa siendo bajo y en torno a los 25 puntos, se observa una clara demanda por comprar campos agrícolas de alta calidad. La oferta de este tipo de campos es muy baja, por lo que las relativamente escasas operaciones que se han cerrado lo han hecho con valores firmes y en algunos casos con tendencia a la suba.

La explicación podría atribuirse a que, luego de la crisis bancaria y financiera a nivel mundial, hay inversionistas dispuestos a comprar tierras de alta producción como resguardo de capital y con renta. A su vez, si bien los precios internacionales de los granos son menores a los de hace un tiempo, siguen siendo atractivos.

Distinto es el caso de los campos mixtos y sobre todo los ganaderos. El interés es menor por los primeros y mucho más bajo por los segundos. La oferta es significativamente mayor que la demanda, por lo que los precios tienden a mantenerse o ir hacia la baja. Resulta muy difícil encontrar el equilibrio entre el precio pretendido por los propietarios de los campos ganaderos y lo que realmente están dispuestos a pagar los posibles compradores.

Los valores nominales de la tierra en Argentina han tendido hacia la baja en los últimos diez años. Si se considera la pérdida de valor del dólar en el período considerado, se tiene que los valores reales de los campos en Argentina han bajado aún más. A igualdad de calidad de tierra, en nuestro país los precios han quedado por debajo en relación a los de otros países de la región y el mundo.

Continúa muy firme el mercado de alquileres, sobre todo de campos agrícolas. La lógica indicaría que después de tres años niñas y grandes pérdidas económicas en la campaña que está terminando, quedarían campos sin sembrar en la próxima campaña por falta de demanda por parte de los arrendatarios. Eso no ha ocurrido. Por el contrario, hay una gran demanda por alquilar campos agrícolas.

Si hubiera un inquilino que tenga que dejar un campo por problemas financieros, hay otro o dos que querrían entrar al negocio. En general, nadie quiere perder un campo y hace todo lo posible para negociar con los propietarios y mantener la superficie sembrada. Resulta que el mercado de los alquileres, a diferencia de la compraventa, se paga en pesos, es una inversión de corto plazo y hay muy buenas expectativas de producción para la próxima campaña. En virtud de ello, se espera que el mercado de los arrendamientos agrícolas se termine cerrando en valores similares a los ya elevados, que se pagaron en la última campaña.

Los valores orientativos de la tierra de la provincia de Córdoba, agrupados en Seis Regiones y en 26 Zonas Productivas, se pueden ver en el mapa de arriba, elaborado por GARCÍA ASTRADA, Inmobiliaria Rural.